domingo, 15 de enero de 2017

RESEÑA: Frankenstein







TÍTULO: Frankenstein
TÍTULO ORIGINAL: Frankenstein or the modern Prometheus
AUTOR: Mary Shelley (adaptación de Jesús Cortés)
EDITORIAL: Algar
Nº DE PÁGINAS: 153










 Al joven Víctor Frankenstein le apasiona todo lo relacionado con el ser humano: cómo surge la vida, cómo y por qué morimos, qué hay en nuestro "interior"... Son muchas las preguntas las que le atormentan, por lo que decide comenzar a estudiar anatomía  para encontrar las respuestas.
 Un día investigando, encontrará la manera de hacer revivir la materia muerta, creando accidentalmente, un terrible monstruo que tras verse abandonado y rechazado por su creador, intentará llevar a cabo su terrible venganza.


¡Ay, queridos lectores! ¡Qué ganas!
Estoy muy contenta, ¿sabéis por qué? Tengo muchísimas ideas y novedades planteadas para el blog. Estoy ahora mismo como un volcán en erupción con la pronta necesidad de explotar, sin embargo no voy a desvelarlas todavía. (No tendría mucho sentido, ¿no creéis?) Es una sorpresa que no tardaré en destapar, pero hay que esperar un poquito...
Bueno, respecto a lo primero que he comentado antes... En la primera línea acabo de decir textualmente "¡Qué ganas!". Aunque ganas, "¿de qué demonios tienes ganas?", os estaréis preguntando.


Pues muy sencillo.
Los que hayáis estado conectados a Twitter hace una hora aproximadamente, especialmente a mi cuenta kalu_perpattrik, habréis visto que hoy os iba a traer una reseña de una novela que para mí, tenía un significado especial. En el tweet  no dije el nombre de la obra para que intentarais adivinar de cuál se trataba. Por supuesto, ya lo sabéis.
Se trata de Frankenstein y sí, creo que es uno de los libros que más mella me han hecho. Así que si queréis conocer los motivos por los que me ha gustado, os invito a continuar leyendo esta reseña.
Seguramente, ya habréis oído hablar en anteriores entradas, como en TOPs 5 o 10, de esta novela. Es necesario que sepáis que a mí antes no "me iban" mucho los clásicos de la literatura. Los veía aburridos y pensaba que no me iban a aportar nada destacable. Tampoco me entretenían demasiado y la mayoría estaban escritos con un vocabulario demasiado "enrevesado y técnico" para mi gusto, lo que hacía que el manuscrito no fuera inteligible.
Sin embargo, cuando me mandaron leer en el instituto este libro (y la misma adaptación también), tuve obligatoriamente que buscarlo por todas partes y dentro de poco, comenzar a leerlo. No fue demasiado difícil conseguirlo y semanas más tarde, un frío domingo de diciembre, tras acabar por fin mis quehaceres y sin tener ni más remota idea de lo que hacer, comencé su lectura. 
Al principio, me resultó una lectura más bien "normalita". En las primeras páginas, se mantiene un formato epistolar, mientras que a partir de la página 23, más o menos, se convierte en un relato narrado en primera persona. Sin embargo, a partir del nudo, todo se hace más interesante. Víctor Frankenstein, que es el protagonista de la novela, tras encontrar el secreto para resucitar a los muertos, crea un terrible monstruo.
Y ahí me voy a parar un momento.
¿Os habéis dado cuenta de lo que es capaz de hacer el ser humano? ¿Os habéis dado cuenta de lo que podemos hacer cuando vamos directamente a por algo y no pensamos en lo que acarrean nuestros actos? ¡Dios mío, es que es tan fuerte todo esto!
Luego, llega el plato fuerte. Vivimos en una sociedad donde las primeras impresiones o el aspecto físico las llevamos hasta lo más alto. Nos sirven para juzgar a los demás y para decir si uno es de tal manera o del tal otra sin haber conocido con la suficiente profundidad a la persona. Así que ya os imagináis lo que puede haber pasado: el monstruo, solo ante el peligro y rechazado por todo el mundo, decide vengarse de Víctor. Y ya la hemos liado.
El monstruo, falto de cariño y sin haber sido cuidado ni atendido por nadie, comienza con su terrible escabechina ciego de rabia, dejando al pobre Víctor desamparado, solo y con cada vez menos apoyo moral.
Entonces, a medida que iba pasando el tiempo, proseguía con aquella curiosa lectura. Cada vez me sorprendía más y más. Los acontecimientos se desarrollaban con una sorprendente rapidez y además, estos eran muy inesperados. Con cada jugada del monstruo, se me ponían los pelos de punta y decía, "¡Oh, dios mío! ¿Cómo puede ser esto? No me lo puedo creer." y claro, sin salir de mi asombro, releía una y otra vez el párrafo donde aparecía escrito el suceso y tras ver que mi subconsciente no me había jugado una mala pasada, proseguía leyendo, atrapada en las páginas de Frankenstein.
Así, seguí leyendo y leyendo sin parar. Tras cada capítulo, parpadeaba un par de veces, ensimismada en la novela, para devolverme a la realidad y descansar un poco de aquel abundante manantial de emociones. Sin embargo, cada vez me iba dando cuenta de que era una obligación acabar Frankenstein, porque si no, no me iba a quedar tranquila. Así, que tras toparme con un final un poquito predecible pero descorazonador a la vez, acabé el libro en una sola noche. 
En resumen, Frankenstein, a parte de ser una excelente novela de suspense que te atrapa desde la primera página, te hace reflexionar sobre el ser humano: sobre lo ciegos que podemos llegar a estar a veces, viendo una parte parcial de las cosas en vez de verlas completas, en todo su esplendor. Sobre las barbaridades que podemos llegar a hacer para calmar nuestra sed de venganza o sobre la horrible justicia que había en aquella época, donde el "bueno" tenía que pagar muchas veces las consecuencias de los actos del malvado "monstruo".
Por último y para cerrar esta reseña, considero importante decir gracias por haberme acercado un poquito al mundo de los clásicos, porque si no hubiera sido por la comunidad educativa, nunca hubiera llegado a toparme con esta gran obra de arte. ¡ A ver si puedo leer algún clásico más, como Orgullo y Prejuicio, que es una de las lecturas que espero poder disfrutar estos meses!

10
UNA OBRA MAESTRA.
¡QUÉ CURIOSO! SI AHORA ME VAN A GUSTAR LOS CLÁSICOS

Y ahora, os dejo una pregunta interesante para todos aquellos que hayan leído Frankenstein:

¿Quién será el verdadero monstruo: el ser humano o la creación de Víctor Frankenstein?


No hay comentarios:

Publicar un comentario